Por compras mayores a $200.000, ENVÍO GRATIS a Valle de Aburrá, Bogotá, Soacha, Cali y Yumbo.

Construye tú mismo la anti adherencia natural de tu sartén de hierro fundido.

- Beneficios de Hierro fundido

Uno de los grandes beneficios de los sartenes de hierro fundido es que no contienen capas antiadherentes químicas, por el contrario la capa de antiadherencia se puede construir naturalmente con el uso constante y con los procesos de curado.

Sarten antiadherente

La mayoría de las personas están acostumbrados a los sartenes que vienen con capas antiadherentes desde la fábrica, o más conocidas como teflón. Estos sartenes antiadherentes al principio dan la facilidad que no se peguen los alimentos, pero con el paso del tiempo esta capa se comienza a deteriorar y esto comienza a ser un problema para tu salud, pues al dañarse esta capa, tener rayones o fisuras, se pueden comenzar a desprender sustancias tóxicas que se transfieren a los alimentos. Además cuando estos sartenes son llevados a temperaturas muy altas, suelen desprender un vapor que también es nocivo para la salud.

En cuanto a los sartenes de hierro fundido, tienen la propiedad de construir una capa antiadherente de forma natural, pues su superficie es rugosa y áspera y esto permite que el aceite se polimerice para crear esta capa de anti adherencia natural, es decir que al principio cuando la compras es normal que la comida se pegue, pero con el paso del tiempo se va mejorando y a su comportamiento es inverso a los sartenes tradicionales, con el paso del tiempo es mucho mejor. Por eso decimos que son la nueva reliquia familiar.

Te queremos dar algunas recomendaciones para que se construya esta capa de anti adherencia y que la mantengas perfectamente.

  1. Antes del primer uso es recomendable realizar un lavado para quitar el polvo que puede traer el utensilio por el transporte y el almacenaje.
  2. Realiza un proceso de curado antes del primer uso. Después del lavado, secar muy bien el utensilio, con un paño o en la estufa. Aplicar con un paño una capa de aceite que recubra todo el utensilio. Esta capa debe ser muy delgada y homogénea. Poner el sartén en el horno boca abajo por una hora a temperatura máxima.
  3. Si tu utensilio es con acabado curado, debes realizar un proceso de mantenimiento después de cada uso, es decir limpiar el utensilio cuando aún este tibio, con agua caliente, un jabón y una esponja suave, secarlo muy bien, evaporando la humedad en la estufa. Una vez este completamente seco, aplicar una capa delgada y homogénea de aceite con un paño por toda la superficie y dejarlo en la estufa por unos minutos hasta que salga un poco de humo blanco.
  4. Si tu utensilio es esmaltado, el mantenimiento del paso anterior, no es obligatorio hacerlo, pero se recomienda realizarlo para la creación de la capa anti adherencia.
  5. El uso frecuente ayuda a fortalecer la capa de anti adherencia, por eso es importante que la utilices en tu día a día.
  6. Es importante que recuerdes que este es un proceso de paciencia y tiempo, que no es algo que se vaya a lograr en un par de semanas, si no que, con el tiempo, la capa de anti adherencia, será mucho más fuerte y esto hará que sea mejor el sartén.
  7. Puede ocurrir que con alguna receta o un mal lavado, la capa antiadherente se vea afectada, no te preocupes, es solo que realices un proceso de curado en el horno y sigas usando constantemente tu utensilio para que esta capa se vuelva a formar y fortalecer.

Con todos estos tips vas a tener un sartén antiadherente completamente natural, libre de químicos y sustancias nocivas para tu salud y la de tu familia. Recuerda que cuidar su alimentación también depende de los utensilios que uses para preparar los alimentos.

Adquiere ahora en nuestro sitio web tus utensilios Victoria de hierro fundido, tu nueva reliquia familiar, para cuidarte a ti a tu familia.